Historia

homenaje a clara campoamor

Plazandreok es una plataforma política de mujeres que surge a finales de 1993 en la ciudad de Donostia. Su objetivo más inmediato era presentar una candidatura de mujeres en las elecciones municipales de mayo de 2005 para garantizar que los intereses y las necesidades de las mujeres estuvieran garantizadas en la gestión de la ciudad. La idea surge de experiencias lejanas como las de Kvenna Listinn (Alianza de Mujeres de Islandia) pero también de experiencias mucho más cercanas como la Candidatura de Mujeres de Ermua que presentó su proyecto político en este municipio en las elecciones de 1987. En Donostia, la idea de formar una candidatura de mujeres surge, como en Islandia y en Ermua, de algunas representantes del movimiento feminista de la ciudad.

El nombre de Plazandreok resume en cierta medida los objetivos de la plataforma: incorporar la voz de las mujeres a la política. En euskera existe plazagizon para definir al hombre popular, público, reconocido como tal por los demás pero sin las connotaciones del político profesional que tiene “hombre público” en castellano. Sin embargo, no existe este término aplicado a las mujeres; en este contexto, las mujeres de Donostia inventamos Plazandreok para definir a las mujeres políticas comprometidas con la vida pública. Tal y como expresa el documento base de Plazandreok: “En Euskera se dice: “izena duen guztiak du izana” (Todo lo que tiene nombre existe), pues, bien, lo que nosotras pretendemos no ha existido hasta el momento por lo que ha sido necesario crear una palabra para nombrarlo…(…)… Con Plazandreok nombramos un proyecto político que aspira a universalizar la política, a incluir los intereses de las mujeres como colectivo, a expresar nuestra voluntad de existir, ser representadas e incidir dentro del poder político”. Consideramos que nuestro proyecto no es excluyente sino integrador, porque haciendo política para las mujeres y mejorando sus condiciones de vida, están beneficiando a toda la población.

Plazandreok nació con el empeño de incorporar la voz de las mujeres a la política municipal, con unos objetivos muy concretos: 1)Conseguir el 100 % de la representación política como sexo; 2) elevar las cuestiones privadas a la categoría de públicas; y 3) aportar la forma de hacer política de las mujeres a un espacio del que históricamente se han visto excluidas simbólica y físicamente.

Nuestros programas electorales hace referencia a la infravaloración social del trabajo doméstico y del cuidado de las personas (tareas desempeñadas fundamentalmente por las mujeres) y proponemos estrategias para conseguir un equilibrio y un reparto de todo el trabajo entre mujeres y hombres. Reivindicamos que la violencia contra las mujeres reciba la importancia que se merece y se considere violencia política. Abogamos por emplear los recursos municipales de una manera más eficiente, priorizando las áreas básicas para el bienestar de la ciudadanía: trabajo, vivienda, educación, servicios sociales y dejando a un lado los proyectos faraónicos y nada solidarios. Consideramos que como mujeres tenemos un concepto diferente de ciudad, que la vivimos con otros ojos, otras necesidades e incluso otros miedos, por eso planteamos nuevas formas de entender el urbanismo, la seguridad ciudadana…

“La ciudad es el lugar donde vivimos, trabajamos y nos divertimos muchas y muy diferentes personas. Creemos que la diversidad es una riqueza y queremos una ciudad habitable para todas las personas que en ella residen. Trabajaremos por una ciudad transitable, segura y acogedora”

Con esta filosofía nos presentamos por primera vez a las elecciones municipales en 1995 y a pesar de no conseguir representación en el ayuntamiento lo hemos seguido haciendo en las siguientes citas electorales. Desde 1999 presentamos también candidatura en algunas circunscripciones de las Juntas Generales de Gipuzkoa.

Elecciones de 1995

Plazandreok presentó su candidatura por primera vez en las elecciones de mayo de 2005. Juana Aranguren y Carmen Larrañaga fueron las dos cabezas de lista. Fueron muchos meses de trabajo y de aprendizaje constante ya que todo era nuevo para nosotras: trámites, ruedas de prensa, actos de campaña, mítines… El principal problema fue precisamente darnos a conocer así que la pre-campaña fue casi tan intensa como la campaña. En seguida descubrimos lo difícil que era hacerse un hueco en la prensa, así que recorrimos los parques y los barrios con nuestra furgoneta cargada de ilusión contando a cada mujer y a algunos hombres quiénes eramos y que pretendíamos. Había algo de clásico en nuestra campaña política: pegada de carteles, folletos, asistencia a debates, charlas..pero, también había mucho de innovación: pusimos simbólicamente nombres de mujer a algunas calles de la ciudad, adornamos las figuras femeninas anónimas de los parques, participamos en una marcha con paragüas de colores (“para la lluvia de votos”) que culminó en el Ayuntamiento, donde cortamos una cinta e inaguramos simbólicamente la Concejalía de Igualdad de Oportunidades. El lema de la precampaña fue “NI VOZ, NI VOTO” (EZ AHOTSIK, EZ BOTORIK) para convertirse durante en la campaña en Mi voz, mi voto (Bai ahotsa, Bai Botoa).

En 1995 Plazandreok consiguió el mejor resultado electoral de su historia aunque no fue suficiente para conseguir un espacio en el Ayuntamiento. Fueron 2287 votos, un 2,41% de los votos válidos emitidos.

Elecciones 1999

En 1999 volvimos a intentarlo. Esta vez dimos el salto y presentamos candidatura, además del ayuntamiento a todas las circunscripciones de las Juntas Generales de Gipuzkoa y Bizkaia. Aunque Plazandreok trabaja fundamentalmente en Gipuzkoa, conseguimos presentar cuatro listas en Bizkaia gracias a la solidaridad de compañeras feministas vizcaínas. Esto nos permitió, entre otras cosas, tener acceso a espacios gratuitos en la televisión y en la radio aunque la mayoría de las veces nuestro spot se emitió a horas muy intempestivas. La candidata a alcaldesa fue de nuevo Juana Aranguren y la candidata a Diputada General fue Arantxa Campos. Nuestro lema de campaña fue ¿Por qué no cambiamos de sexo? (Eta sexua aldatzen badiogu?) y proponíamos un cambio de sexo en política. De nuevo nuestra furgoneta recorrió las calles y los barrios llevando como símbolo y amuleto una muñeca con cuatro manos. Nuestro acto central de campaña se celebró en las escuelas de Amara y contó con la solidaridad y la presencia de la Coalición de Mujeres de Irlanda del Norte (Northern Ireland Women´s Coalition) y de la Unión de Mujeres del Pueblo Saharaui.

2003ko hauteskundeen kartela ** Cartel elecciones 2003

Elecciones 2003

En 2003 Plazandreok volvió a presentarse a los comicios locales y forales. Presentamos de nuevo una lista electoral al Ayuntamiento que encabezaba Asun Urbieta y nos presentábamos además en dos circunscripciones de Gipuzkoa a las elecciones a Juntas Generales (Donostialdea y Oarsoaldea). Nuestra candidata a Diputada fue Arantxa Campos. En esta ocasión nuestro lema de campaña fue Todos los derechos para todas las Mujeres, hombres incluidos (Eskubide Guztiak Emakume guztiontzat, baita gizonentzat ere). Nuestro acto central de campaña se celebró en el kiosko del Bulevard, fue un acto lleno de mensajes, música y humor. También tuvimos furgoneta e hicimos teatros y permormance en la calle, con la incansable colaboración de las Medeak. Pero entre los actos más entrañables de ese año, creo que todas recordamos con mucho cariño el homenaje a Clara Campoamor. Vestidas de sufragistas atravesamos el cementerio de Polloe hasta la tumba de esa gran mujer que luchó en solitario por nuestro derecho al voto; ahora nosotras luchamos por nuestro derecho a ser votadas. Al terminar el emotivo homenaje, rebautizamos una calle del barrio de Egia con el nombre de Benita Asas, otra sufragista vasca.

Elecciones 2007

%d bloggers like this: